pedagogía

Desde el 2005 además de crear espectáculos de danza, imparto clases tanto de teatro como de danza contemporánea, impro y conciencia corporal.
Actualmente tengo un grupo regular de danza contemporánea: "impro y movimiento" en el Espacio Punto de Fuga, todos los jueves de 19-21h.

En mis clases no me interesa crear copias de cómo yo me muevo, sino dar herramientas para que cada persona adquiera más consciencia de sus articulaciones y sus cuerpos, y con ello y diversos ejercicios, llegar a encontrar el movimiento de cada una y cada uno.
Lo que más me interesa es: la naturalidad en escena, la manipulación, la poesía del movimiento, el riesgo, las cosas que salen de verdad sin artificios, los movimientos que dicen algo, los "cuerpos feos"...
Estas clases son una mezcla de mi propio material de trabajo y todo lo que he ido aprendiendo a lo largo de los años.

¿eres de esas personas que sólo bailan con una cerveza en la mano? ¿siempre has querido apuntarte a unas clases de danza pero te da un poco de vergüenza? ¿no has encontrado un horario o un grupo que se adapte a tus posibilidades? ¿quieres hacer un poco de ejercicio y pasártelo bien? ¿estás en paro y quieres aprovechar a hacer algo diferente? ¿quieres tener más conciencia de tu cuerpo? estas clases entonces son para ti.

¿QUÉ SE HACE EN ESTAS CLASES?
· manipulación y trabajo en parejas, para conocer el cuerpo, las articualciones, los huesos, el peso, las direcciones y las muchas posibilidades de movimiento. Fomentar la confianza en un@ mism@ y en la otra persona.

· movimiento a partir de gestos, acciones cotidianas, textos... para ver las posibilidades de coreografiar, de tipos de movimiento, de desarrollar el imaginario.

· conciencia espacial y rítmica que nos ayude a la hora de la composición e improvisación.

· trabajo de planos, alturas y profundidades.

· diferentes herramientas para que cada persona encuentre su manera de moverse.

· improvisaciones para poner en práctica lo que aprendemos, para probar, para desarrollar la mirada crítica.

Tu sombra bajo mis pies. Foto Jone Novo